Creación e implementación del GIC, fortalecimiento de la investigación criminal y persecución penal y coordinaciones interinstitucionales: resultados del eje 1 del Plan Estratégico del MP que se dieron a conocer en Segundo Informe Anual

Creación e implementación del GIC, fortalecimiento de la investigación criminal y persecución penal y coordinaciones interinstitucionales: resultados del eje 1 del Plan Estratégico del MP que se dieron a conocer en Segundo Informe Anual

En el Segundo Informe Anual período 2019-2020, la Fiscal General y Jefe del Ministerio Público, Dra. María Consuelo Porras Argueta dio a conocer las acciones relevantes que se lograron durante dicho período para cada uno de los ejes programados en el Plan Estratégico del Ministerio Público 2018-2023.

El eje 1 se refiere al Diagnóstico, elaboración de protocolos de investigación criminal y adecuación del modelo de gestión de casos. Este fue hecho con la finalidad de mejorar los resultados y brindar un tratamiento estratégico de los mismos; para ello se realizó un diagnóstico del modelo de gestión de casos que arrojó la necesidad de contar con un modelo que permitiera un tratamiento integral de los casos y que favoreciera a la eficiencia y eficacia del MP.

Para hacer la readecuación del modelo de gestión se creó el Modelo de Gestión Integral de Casos -GIC-. La Secretaría de Política Criminal del MP logró plasmar a través de un método aplicable las inquietudes planteadas por la Dra. Porras Argueta en cuanto al trabajo realizado en las Fiscalías.

 La Gestión Integral de Casos se enfoca en una atención inmediata e integral a las víctimas y a los casos, a fin de que estos sean conocidos y diligenciados con prontitud y efectividad por un mismo equipo de trabajo, desde su inicio hasta su finalización.

El GIC busca mejorar la efectividad de las fiscalías, por ello da prioridad a las salidas alternas al procedimiento común, procurando con ello contrarrestar la mora fiscal. La efectividad de las fiscalías se manifiesta en la atención integral a las víctimas, en la reducción de asuntos no resueltos y en el tratamiento especializado de los casos.

Para ello se planteó una estructura conformada por dos modalidades de trabajo: la Gestión integral de casos, que se encarga de trabajar los casos nuevos, -es decir los que llegan día a día a las fiscalías a partir de la implementación del GIC-; y la segunda, el seguimiento y conclusión de casos -que se encarga de resolver todos los casos activos en la fiscalía-.

Con el modelo establecido, en septiembre de 2019 el GIC se implementó en las primeras fiscalías: de Distrito de Quiché, Sololá, Sacatepéquez y San Marcos, así como en las Agencias Fiscales de la Mujer en dichos departamentos y en cinco Fiscalías de Sección.

En marzo del 2020 se implementó en 16 fiscalías más, por lo que actualmente 29 trabajan con el modelo; son 48% de la Fiscalías Distritales, 30% de la Fiscalías de Sección y 45% de las agencias de la Mujer.

Los resultados en la implementación del GIC son muy positivos y muestran la eficiencia fiscal, entre ellos se puede mencionar que se ha obtenido un crecimiento sustancial en las acusaciones y salidas alternas en comparación al periodo anterior. Se lograron más de 226 salidas positivas y se logró la condena de más de 77 personas.

Fortalecimiento de la Investigación Criminal y Persecución Penal

Como parte de los esfuerzos realizados se logró el fortalecimiento a la Dirección de Investigaciones Criminalísticas y a la Dirección de Análisis Criminal. Con ello se fortalece también el trabajo de las fiscalías pues se les dota del sustento necesario para las investigaciones.

Como resultados en materia de investigación criminal se ha logrado el aumento de 6,421 solicitudes de investigación que por medio de sistemas informáticos y de investigación estratégica han permitido procesar un 28% más de solicitudes de investigación, de abril de 2019 a marzo de 2020 fueron 29,668.

Así mismo, se logró reducir significativamente los tiempos de respuesta a las solicitudes de análisis criminal realizas por las fiscalías pasando de un promedio de 132 días a 33.

Coordinación con el sector seguridad y justicia

Otro de los mecanismos implementados para dar cumplimiento al eje 1 fue estrechar lazos de cooperación con entidades e instituciones encargadas de velar por la seguridad y justicia, con el fin de establecer mecanismos de coordinación interinstitucional estratégica para prevenir el delito y mejorar la atención a las víctimas.

De esa cuenta se institucionalizaron mesas de trabajo con el Organismo Judicial con el objetivo de fortalecer el sistema de justicia nacional, lo cual ha permitido coordinar de mejor manera actividades de cada institución para lograr un buen acceso a la justicia para la población guatemalteca.

La coordinación ha permitido suscribir diversos instrumentos interinstitucionales de fortalecimiento, dentro de los cuales se destacan:

  • Convenio de Cooperación para la implementación del Centro de Justicia Penal Juvenil para la Atención Especializada de Adolescentes en Conflicto con la Ley Penal.
  • Convenio de Cooperación para la Buena Gobernanza.
  • Convenio de Cooperación para la implementación del Modelo de Atención Integral de Niñez y Adolescencia.

Guatemala, 27 de mayo de 2020.